Snippy

Hace unos meses rifaban el esqueleto de Snippy en eBay, pero ya lo han quitado. Es un esqueleto de caballo. Pero ¿quién es Snippy, y qué cuernos nos importa? Pues es uno de los misterios ufológicos clásicos del siglo XX.

Snippy es en realidad Lady, una yegua Appaloosa de tres años propiedad de Nellie Lewis que vivía en el rancho de Harry y Agnes King en Alamosa (Colorado). El 7 de septiembre del ’67 los rancheros vieron que no aparecía por los pastos que habitualmente frecuentaba por las mañanas. Dos días más tarde la encontraron, o lo que quedaba de ella, en circunstancias extrañas: esto es lo que se cuenta… (más…)

El manuscrito Voynich ya tiene fecha

Puede que aún no sepamos qué significa ni de dónde procede, pero al menos el manuscrito MS408 de la Universidad de Yale, llamado Manuscrito Voynich por su descubridor (hice una reseña hace unos años) ya tiene edad. El documento está escrito sobre pergamino, lo cual permitió a expertos de la Universidad de Arizona aplicarle la técnica del C14 y determinar la edad del soporte a principios del siglo XV, más o menos. Cuatro muestras separadas se tomaron cuidadosamente de zonas donde hubiese poca contaminación, fueron limpiadas y luego procesadas para obtener estos resultados que envejecen el documento unos cincuenta o cien años sobre la edad antes supuesta.  Claro que esto indica la fecha de sacrificio del cordero con que se hizo el pergamino, no la de su escritura; pero al menos elimina el argumento de que se tratara de una falsificación hecha por John Dee, Edward Kelly y demás personajes de épocas posteriores incluido el propio Voynich. Todo encaja con el estilo y colores utilizados, pero nos queda por resolver el mayor misterio: qué significan las misteriosas imágenes del libro y qué es lo que está escrito en una lengua desconocida en sus páginas.

Por cierto, ayer viendo un episodio de Fringe aparecía la mención a un libro extraño: “La Primera Gente” en el que se menciona a cierta especie de hombres muy, muy antigua. La serie, para quien no lo sepa, trata del descubrimiento de una Tierra de un universo paralelo que en determinados momentos y lugares se superpone a la nuestra. Algunos de los esquemas del libro se parecen mucho a los diagramas radiales del Voynich: seguro que J. J. Abrams ha estado leyendo algo de esto.

Artículo en la University of Arizona.

Escaneos del MS408 en la Beinecke Rare Book Library en Yale.

Misil OVNI!

Un rastro misterioso en el cielo, esta mañana. Muy similar a los avistamientos de California del año pasado, atribuidos a pruebas de misiles mar-aire o despegues de OVNIS de una base secreta submarina. Fuera lo que fuese, el objeto volaba -a diferencia de los otros- de arriba abajo, lo cual nos deja tres hipótesis posibles:

a) Un misil ruso defectuoso, ya que no hay hongo nuclear después.
b) Esto es España. Es normal que vaya al revés.
c) Un OVNI estrellándose en Sierra Alhamilla (recordemos que hay una base de la Legión apostada allí! Y un yacimiento de ballenas fósiles!)

También está la teoría no probada de que sea un avión que venía de atrás pa’ adelante, como quien dice. Ni el Pentágono* ni la Fuerza Aérea han afirmado o negado nada sobre el tema, lo cual me confirma que algo ocultan.


* el Pentágono de aquí, como es bien sabido, es en realidad un Cuadrado. Cosas de presupuesto.

Zarmina: ver para creer

Gran revuelo ha tenido en los círculos científicos y de divulgación la noticia del hallazgo, la semana pasada, de un exoplaneta viable: Gliese 581g, un mundo rocoso que orbita esta estrella (también conocida por el nombre más chulo de Wolf 562), una enana roja de tipo espectral M2,5V situada a 20,5 años luz de nuestro sistema. El planeta fue detectado por un equipo de astrónomos en el programa de búsqueda de exoplanetas de Lick-Carnegie, dirigido por el investigador Steven Vogt, profesor de astronomía y astrofísica en la Universidad de California en Santa Cruz. Las imágenes de un planeta azul, cubierto de agua líquida, y los paisajes encarnados que la estrella roja revela sobre este mundo inmediatamente llamaron la atención de todo el mundo; era el primer planeta capaz de albergar vida [como la conocemos] y no estaba demasiado lejos. Zarmina, como fue bautizado en honor de la esposa de Vogt, tiene un diámetro tres veces el de la Tierra, una gravedad 1.1 /1.7 veces la nuestra (con lo cual puede retener una atmósfera) y una de sus caras se expone continuamente al sol mientras la otra se hiela. En la banda del terminátor, allí donde está el crepúsculo, es donde florecería la vida.

Unos días más tarde Ragbir Bhathal, un astrónomo que trabaja en la rama australiana del SETI, anunció que dos años atrás había detectado un pulso láser procedente del área celeste donde se supone que está Zarmina. Más clamor. Los extraterrestres han contactado. ¡Un rayo láser! Inmediatamente se profundiza en el tema, surgen dudas y desmentidos. El propio Frank Drake, creador de la famosa ecuación estimativa de la cantidad de civilizaciones viables en el Universo, cuestiona la veracidad de los datos de Bhatal… (más…)