Hará cosa de dos días me encontré por la carretera con un vehículo que llevaba pintado en los flancos un símbolo muy familiar para cualquier freak:  el emblema de la Flota Estelar, esa evolución del ejército con la que soñaba Gene Roddenberry a finales de los ’60 en Star Trek.

starfleet-logo1

Resultaba emocionante ver en el mundo real un transporte de la venerable Flota, aunque fuera una furgoneta. ¿Se trataría tal vez de un viaje en el tiempo como en Star Trek IV o en la última película de Abrams? Hace no mucho tiempo se empezó a fabricar el aluminio transparente que se supone es un invento del siglo XXIII. Pude rastrear el origen del vehículo hasta una compañía instaladora de ascensores en El Ejido. Esto le da un nuevo sentido a la frase clásica de la tripulación del Enterprise: “Súbanos, Scotty“!